Blogger Template by Blogcrowds.

LA IMPORTANCIA DE LLAMARSE PABLO

Jamás serás consciente de la importancia
que tienes para mí querido Pablo.
Tu nombre es el mío y como tu padre
no concebía otro nombre para tí.
Unos meses atrás fuiste tú
quien me hizo sonreír al saber de tu existencia.

Todavía te forjabas en un útero de esperanza,
entre un vientre sideral mientras yo pintaba
en tu habitación una bandada de golondrinas
para que gorjeen en los días tristes.

Te mecí entre mis brazos
y sentí algo
que jamás creí posible.

Me mirabas, inmóvil, sin llorar,
entonces acerqué mi dedo índice,
acaricié tu chata naricita
y tú lo cogiste con tu manita blanca y fina
observándome fijamente sin extrañarte.

Cuando crezcas te contaré la historia de un niño
que sosegó la duda de un hombre.
Hasta entonces te acompañaré cada noche
junto a las aves que revolotean en tu cuarto.

0 Comments:

Post a Comment



Entrada más reciente Entrada antigua Página principal